Caída del cabello. ¡Pura desesperación!

Caída del cabello. ¡Pura desesperación!

La caída del cabello es una cuestión que preocupa tanto a hombres como a mujeres. La caída del cabello engloba los problemas que van desde la pérdida leve del cabello hasta la calvicie.
Es normal perder entre 50-100 cabellos al día como proceso de renovación capilar, pero cuando esto se convierte en una pérdida mayor puede influir en multitud de ámbitos y no tan sólo en una cuestión de estética.

El cabello tiende a perder grosor, fuerza y cantidad con la edad. Esto está relacionado con el envejecimiento, la herencia y cambios en la hormona testosterona. La calvicie hereditaria afecta mucho más a los hombres que a las mujeres, aproximadamente la mitad de los hombres muestra signos de pérdida antes de los 50 años de edad.

Una alimentación mala o deficiente nos puede llevar a perder más de 100 cabellos diarios.

Los expertos mencionan que cada cabello tiene un ciclo de vida de entre los cuatro y cinco años; posteriormente deja de crecer de dos a cuatro meses y por último se desprende para dar lugar a uno nuevo. No obstante, si al peinarte quedan en el cepillo más de 50 cabellos, se puede decir que, hay un problema preocupante.

Las causas pueden deberse a diferentes razones; estrés, enfermedad, después de una cirugía mayor, una infección seria, embarazo o cambios hormonales, efectos secundarios de algunos medicamentos, problemas nutricionales (dietas drásticas, especialmente las que no contienen suficiente proteína), anemia, uso excesivo de champú, tintes, secadores y planchas, etc…
Se diagnosticará la causa de la caída del cabello en base a su historia clínica, los medicamentos que toma, el estado de nutrición, los hábitos de peluquería y un examen físico.

Ayuda en la caída del cabello

1. Es importante asegurarse de que el origen de este padecimiento no sea una enfermedad del cuero cabelludo como hongos o problemas de salud como anemia, depresión o ansiedad.
2. Aplicar tratamientos específicos. Se pueden adquirir en farmacias.
3. Realizar masajes con las yemas de los dedos en el cuero cabelludo, ejerciendo un poco de presión de forma circular y con la cabeza echada para abajo, esto ayudará a mejorar la circulación.
4. Beber a diario 2 litros de agua, disminuir el consumo de cafeína, tener una dieta equilibrada y practicar deporte.
5. Evitar el uso de geles, espumas, productos químicos con siliconas que puedan taponar la cuticula del cabello.
6. Evitar peinados muy apretados.
7. Fumar en exceso debilita los folículos pilosos y favorece la caída del cabello.
8. Lavar el cabello en exceso. A menos que sufras de cabello graso se puede lavar el cabello cada tercer día. Si se enjuaga con agua tibia/fría al final aumenta el brillo y se verá saludable.
9. El uso constante de secadores rompe el cabello, por ello es preferible secarlo al aire. Si no puedes evitar usarla, hazlo a 30cm de distancia y con aire frío.
10. Los químicos debilitan la raíz del cabello, haciéndolo perder fuerza y brillo. Se recomienda recurrir a los tintes sólo cuando sea necesario.

En las farmacias existen varios productos para frenar la caída del cabello, que pueden ser tópicos u orales. Recordar que se debe contactar con un profesional médico cuando se esté perdiendo el cabello de forma atípica.

Imagen: © Tanja Niesen/Westend61/Corbis